Posted on

¿Y si convertimos nuestro salón en un spa?

A todos nos gusta el comienzo del otoño, cuando las hojas de los arboles empiezan a tomar colores rojizos y anaranjados, podemos empezar a ponernos nuestra ropa preferida de entretiempo y el té calentito, sabe mucho mejor. Pero enseguida llega noviembre, las hojas de colores cálidos desaparecen, tus botas nuevas empiezan a estar caladas por la lluvia y una gran taza de té se convierte en lo más caliente que verás en unos meses. Sí, la parte más triste del otoño ha llegado.

Aunque ya lo hemos intentado, no tenemos el poder de cambiar el tiempo. Pero lo que podemos hacer es ayudarte a crear un ambiente más cálido dentro de tu casa, no sólo para sobrellevar los meses más fríos sino para hacer que sean tan buenos como los de verano. Y la mejor forma de crear un buen clima en casa es, sin duda, hacer de tu salón un spa. ¿Lo habías adivinado ya?

Aunque todo el mundo lo niegue, no necesitas acudir a un salón de belleza para sentirte estupenda. ¡Todo lo que necesitas está al alcance de tu mano! Así que estamos aquí para ayudarte a crear tu propio retiro en la intimidad de tu casa.

Esta es nuestra guía de 9 pasos para crear tu propio día de spa en casa:

1.    El paso más importante de todos: ¡tomarte el día libre! no abras el ordenador y apaga el móvil.

2.    Crea el ambiente ideal. Nos referimos a velas aromáticas o aceites esenciales, música relajante y poca luz. Esto funciona mejor si tienes tu casa para ti sola, ¡sin distracciones!

3.    Encuentra el conjunto perfecto para un día de spa. Una bata sería lo ideal, pero los pijamas funcionan igual de bien. Sea lo que sea que lleves puesto, asegúrate de que sea cómodo.

4.    Hierve un poco de agua. ¡La vas a necesitar! No será un día de spa perfecto hasta que no te hagas una taza de té caliente.

5.    Empieza con una mascarilla para el pelo. Si no tienes ningún producto, hay muchas recetas en internet de DIY de mascarillas que puedes probar.

6.    Y cómo no… ¡continua con una mascarilla para la cara! De nuevo, si no tienes ninguna por ahí, busca en Google recetas y haz la tuya propia.

7.   ¡Encuentra tu zen interior! Mientras las mascarillas hacen su trabajo, busca en YouTube un video de meditación guiada para relajarte al 100% o léete nuestra guía de meditación para hacerte con algunos consejos . Coloca algunos cojines en el suelo y siéntate mientras te concentras en tu respiración.

8.    ¡Es hora de quitarse las zapatillas y prestarles a tus pies la atención que se merecen! Comienza con un baño de pies, luego hazte la pedicura y termina con un buen pulido. Cuando termines, es el turno de las manos. ¡Seguro que ya conoces el procedimiento!

9.    Si has llegado hasta aquí, ¡debes sentirte fabulosa! ¿Y qué mejor momento para acurrucarse en el sofá y ver un poco de Netflix? ¡Estate atento a nuestra próxima entrada de blog con consejos sobre cómo encontrar las mejores series del momento!